Cuaresma es el tiempo que cada cristiano tiene aprovechar para mirar como va caminando en todos los aspectos de su vida y en este tiempo aun más ya que el egoísmo, la indiferencia y el beneficio propio son las características que está tomando nuestra sociedad.

Tomamos las palabras del Papa Francisco, quien nos invita  a recorrer este camino de cuarenta días  con: «el deseo que todos podamos vivir este tiempo con autentico espíritu penitencial y de conversión, como un regreso al padre que nos espera a todos con los brazos abiertos».